Sendero de la Memoria, la historia viva del barrio Sol y Verde

El pasado sábado 21 de octubre se llevó adelante la jornada de murales convocada desde el proyecto «Sendero de la Memoria» en el polideportivo Todos Juntos de barrio Sol y Verde. Durante este año se realizaron varias actividades previas para debatir acerca de la historia del lugar, escuchar las voces de vecinos y vecinas e ir dándole forma a la propuesta.

La jornada de este fin de semana buscó plasmar esas historias de luchas de los vecinos y vecinas, y de las organizaciones del barrio, durante diferentes momentos de la historia reciente en varios murales.

La línea de tiempo recorre, en murales, la historia del barrio: de los pueblos originarios, el pasaje por el lugar de las tropas del general San Martín, el castillo de los Anchorena, la dictadura, la vuelta a la democracia, el surgimiento de las organizaciones sociales y comunitarias, las ollas populares, el tren blanco y cierra en el 2018 con el abrazo a las escuelas.

La idea de este sendero es que pueda ser recorrido por los jardines, las escuelas, los vecinos y vecinas para descubrir la historia del propio barrio.

«Sol y Verde es un barrio que se pobló bastante recientemente. Tuvo un primer impulso en el 2008 después de la instalación de la estación del ferrocarril San Martín. Y después otro en los alrededores del polideportivo, en 2010, cuándo existió un loteo trucho que hizo que se poblara todo alrededor.

Gran parte de esta población desconoce que antes de la existencia del centro de salud había en el barrio un Trailer de salud conseguido por la propia comunidad donde había médicos que atendían gratis a la población. Y que luego todo eso fue donado al municipio para la constitución de la salita.

Cada una de las cosas que existen tienen un componente de lucha y organización barrial y eso es lo que queríamos rescatar,» sostuvo Cristina Seminara, una de las impulsoras del proyecto.

«Desde el espacio de sendero de la memoria y nos dio una mano enorme Anahi Rojas de la biblioteca popular Paulo Freire y también hubo otras y otros moralistas, también fue un boca en boca que terminó con la participación de 28 muralistas (…) arrancamos muy temprano y terminamos alumbrando con la luz de los celulares».

La idea es inaugurar el sendero en marzo del año que viene con una gran fiesta popular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *